micela

Tecnología Micelar, una Biodisponibilidad mayor

Airbiotic Blog Noticias Comentarios 157 Views

Puede que al oir hablar sobre este tema estés pensando más en desmaquillantes o artículos cosméticos atribuidos casi en exclusiva al agua micelar pero lo cierto es que, hoy por hoy, la tecnología micelar ha llegado para quedarse y está revolucionando la industria, ya que tiene múltiples aplicaciones.

Qué son las micelas

Una micela es una estructura de agrupación molecular que une un conjunto de partículas en una forma concreta. La fórmula micelar hasta ahora sólo era posible en texturas acuosas o muy fluídas, lo novedoso es hacerlo en aceite.

Las micelas tienen una parte hidrofóbica, que está en el interior y otra hidrofílica en su exterior. La gran ventaja está en que pueden transportar moléculas insolubles en un medio acuoso. Sin las micelas, ninguna sustancia insoluble en agua podría transportarse a través de un medio líquido. Las micelas son los transportadores ideales ya que tienen la capa externa hidrofílica y el interior hidrofóbico. Esta característica es esencial para el funcionamiento de la micela, que presenta las dos partes, hidrófila e hidrófoba, a la vez.

Múltiples aplicaciones de la fórmula micelar

Jabones y detergentes utilizan estructura micelar. Estas sustancias hacen que las grasas queden atrapadas en el interior de las micelas. Los jabones están formados por sales de sodio o potasio, a su vez constituidos por ácidos grasos. Los ácidos grasos son la parte hidrófoba y el metal es la parte hidrófila que estará en contacto con el agua.

Otro caso lo constituyen las lipoproteínas que se forman para transportar lípidos o grasas a través de la sangre. La sangre constituye un medio acuoso que tiene muchas proteínas y células, pero la mayor cantidad es agua, por lo tanto la única forma de transportar grasas que son sustancias hidrófobas a través de la sangre será trasladarlas con micelas llamadas lipoproteínas. Estas estructuras tienen, como toda micela:

· la parte exterior hidrófila
– donde hay moléculas de fosfolípidos y proteínas
· la parte interna hidrófoba
– que contiene moléculas de triglicéridos y colesterol que son sustancias hidrófobas

De esta manera se transportarán triglicéridos y colesterol hasta las células para obtener energía y realizar todos los procesos metabólicos normales. Hay varios tipos de lipoproteínas como las VLDL, LDL y HDL. Varían en su constitución pero todas constituyen micelas de transporte de lípidos.

Cúrcuma Micelar

Muchas cremas o fármacos también tienen micelas para trasladar a la piel sustancias o vitaminas para nutrirlas. En lo que se refiere a nutrientes, la poca biodisponibilidad de algunos de ellos representa la clave para desarrollarlos con eficacia. Más concretamente, la curcumina presentada en su forma micelar aumenta su biodisponibilidad hasta 185 veces en comparación de la forma nativa, por lo que hace esencial, sobre todo dada su insolubilidad, rápida asimilación y excreción, que se consuma en su forma micelar.

Al ser presentado así, aumenta el poder soluble en medio acuoso y, con ello, la rápida asimilación. Este hecho supone un avance en lo que se refiere a medicina preventiva y terapéutica, pues puede ser utilizada con estos fines más allá de los tratamientos “originales” que se describían relacionados con la cúrcuma en su estado habitual. Una mayor dosis asimilable por nuestro organismo se traduce en que el espectro de posibilidades que ya de por sí tiene la cúrcuma se amplía y mejora su efectividad.

Como podemos ver las funciones de las micelas abarcan varias áreas y las posibilidades cada vez son mayores.

Airbiotic BlogTecnología Micelar, una Biodisponibilidad mayor

AÑADA UN COMENTARIO