salud bienestar y longevidad

Salud, bienestar y longevidad

Airbiotic Blog Noticias 365 Views

Salud y bienestar pueden ir de la mano a medida que se va cumpliendo años. Todo apunta a que son tres los ingredientes fundamentales que nos acercan a una vejez plena y estos serían: alimentos saludables, actitud positiva y ejercicio físico. Tres pilares básicos pero que a menudo, pasamos por alto. Tres ingredientes sencillos pero que juntos, podrían ser la fórmula que todos han estado buscando desde hace tiempo para mantenernos saludables y felices. El envejecimiento no se puede detener pero sí es posible, vivir mejor, vivir más años y retrasar sus efectos en el organismo.

La ciencia ha demostrado que ya no estamos condicionados por la genética como se ha creído hasta hace poco. En realidad, tan sólo el 20% de los genes son los responsables de nuestra longevidad con lo cual, está en nosotros el 75% restante para actuar libremente y decidir qué acciones tomar en cuanto a nuestra salud y forma de vida. Los nuevos datos apuntan a que no sería tan descabellado alcanzar un promedio de 130 años cuando la media actual ronda los 75 años para los hombres y los 82 años para las mujeres, aunque existen poblaciones en diferentes partes del mundo mucho más longevas y que atraen la atención de los científicos.

¿Cómo tener salud, bienestar y ser longevos?

Los estudios indican que, las personas que viven más en contacto con la naturaleza o alejadas de los ambientes urbanos, tienen más probabilidades de llegar a centenarios. La Universidad de Yale concluye en uno de sus estudios que, podríamos vivir más de 100 años si los niveles de la presión arterial, el colesterol o los niveles de azúcar en sangre estuviesen equilibrados. También hacen hincapié en no sobrepasar el peso adecuado según la constitución física de cada uno.

Llevar una alimentación rica en antioxidantes es importante para retrasar el envejecimiento prematuro de las células que desencadenaría en posibles enfermedades. Una dieta variada, rica en nutrientes y en antioxidantes, es una de las claves para mantenernos saludables.

Y la última pieza fundamental para completar el puzzle de la longevidad es el ejercicio físico. La actividad física no sólo tiene beneficios para el cuerpo sino que aporta otros beneficios más sutiles pero indispensables para tener una actitud positiva ante la vida. El ejercicio segrega endorfinas, las responsables de aportar sensación de bienestar además de aumentar las defensas de forma natural. No se trata de hacer grandes esfuerzos pero si de mantenernos activos, hacer que la sangre circule y se oxigene, que el corazón bombee bien, el aire de los pulmones se recicle y todo esto, con una intensidad adaptada a cada uno y sin llegar a quedarnos sin aliento.

Simplemente con tener la costumbre de caminar cada día, montar en bicicleta, hacer pequeños estiramientos, no permanecer por mucho tiempo sentados o nadar, es suficiente. El ejercicio físico también ayuda a tener mejor calidad de sueño y evita la ansiedad y el estrés, dos ingredientes que aceleran el estrés oxidativo. La mayoría de los estudios concluyen en que, una buena alimentación, ejercicio físico y actitud positiva son los ingredientes perfectos que nos acercan a una vida más saludable, con mayor bienestar y más años de vida.

Airbiotic BlogSalud, bienestar y longevidad