claves de la felicidad

Las claves del Hygge, el secreto de la felicidad danesa

Airbiotic Blog Noticias Comentarios 370 Views

Disfrutar de la vida, vivir tranquilos, ser felices y estar saludables es el deseo de la mayoría de las personas y para alcanzar esos objetivos solo hay que seguir las claves del Hygge, el secreto de la felicidad del pueblo danés.

¿Y por qué hay que fijarse en los daneses? Porque Dinamarca es el país de Europa con el índice de felicidad más alto. Aunque parece que nos llevan unas décadas de ventaja, si sigues las claves del Hygge pronto podrás cultivar tú también el arte de la felicidad y del bienestar.

Esa forma tan particular que tienen de disfrutar de la vida no está llena de grandes misterios, se basa en la sencillez, en que menos es más y en centrarte en todo aquello que te reconforta. Además, puedes practicarlo sola o en compañía.

Las claves del Hygge 

Según un informe de la ONU, Dinamarca es el país que mejor sabe vivir y por eso le han puesto nombre propio a la felicidad: “Hygge”. Esta palabra define todo un movimiento que busca aumentar los momentos placenteros, ya sea con la familia, los amigos o a solas contigo misma.

Si quieres ser tan feliz como los daneses toma nota de las claves del Hygge, que más que una moda es todo un estilo de vida.

Busca tu momento

Se trata de abandonar todo tipo de excusas para no tomarte un respiro. Dedica tiempo para ti misma y para hacer aquello que te hace sentir mejor. Desde ir al gimnasio, salir con amigos, un momento de lectura, que te den un masaje o tumbarte sobre la hierba. ¡Tú sabes qué te apetece hacer!

Busca el lugar

Puedes practicar Hygge en cualquier lugar. Puedes recibir a tus amigos en casa, quedar en la casa de un familiar, hacer una barbacoa al aire libre, dar un paseo por el parque o caminar por la montaña o por la playa.

Busca esos lugares en los que te sientes a gusto y visítalos de forma frecuente. También puedes elegir uno que no conozcas y dejarte sorprender. Hay sitios maravillosos que están esperando ser descubiertos.

Haz de tu casa un hogar acogedor

Si algo les gusta a los daneses es abrir la puerta de su casa y sentirse a gusto. Para conseguir un ambiente muy acogedor usan velas, muchas velas. No pueden faltar las flores ni los muebles de madera natural, pocos pero bien escogidos.

Colores claros, buena música de fondo, cojines, una vajilla bonita, un rincón de lectura reconfortante y poco más. Cosas sencillas pero prácticas. Se trata de que te sientas muy a gusto en tu casa.

Que nada altere tu relax

Para las familias danesas, una de las claves del Hygge que más practican es la de no tocar ciertos temas que puedan provocar crispación. Nada de política o religión cuando hay reuniones familiares o con amigos.

Una vez que entran en casa se olvidan del trabajo, de los teléfonos móviles, las tablets y los ordenadores. La prioridad es descansar y dedicarse al relax.

Sé consciente del presente

Los daneses también incluyen el mindfulness en sus vidas. Se trata de identificar los momentos que te producen placer y bienestar, saber que algo bonito está ocurriendo y disfrutarlo.

Vive el momento. No dejes que tus pensamientos u obligaciones te desconecten de los momentos felices.

claves felicidad danesa

Las claves del Hygge en la cocina 

Los daneses son quienes más se reúnen en casa con sus amigos y familiares y la comida tiene un papel fundamental. ¡Puedes encontrar la felicidad hasta en un plato de comida!

Comida casera y natural

Olvídate de pedir una pizza, una hamburguesa o algún plato precocinado. Prepara una comida casera, con ingredientes de temporada y lo más natural posible. Platos sencillos, esos que solían preparar las abuelas, cocinados con mimo y con pocos ingredientes pero deliciosos.

Un buen tazón de chocolate

¿Hay algo más reconfortante que una taza de chocolate caliente? Puedes convertir esta deliciosa bebida en una más saludable si usas alguna leche vegetal, cacao puro y un poco de miel. Si algo te gusta no renuncies a ello, busca la forma de convertirlo en más saludable.

Prepara tu propio pan casero

Esta es otra de las claves del Hygge que más practican los daneses. Adoran preparar su propio pan. Cada familia tiene su receta favorita que ha sido transmitida de generación en generación.

Es tal la pasión que tienen en preparar su propio pan que existen hoteles donde pueden dejar la masa madre que usan en sus recetas cuando tienen que salir de viaje para que no se estropee. Curioso, ¿verdad?

Deja de contar calorías

Ellos no hacen dietas estrictas ni cuentan calorías, se dedican a disfrutar de un buen postre casero, unas galletas recién horneadas, un crujiente pan hecho en casa o de su comida favorita sin remordimientos.

Eso sí, no lo hacen todos los días, pero dicen que es mucho más gratificante y saludable darse un capricho gastronómico alguna vez que vivir angustiada por quedarte con las ganas de probarlo.

Atrapa la felicidad

¿Es posible atrapar la felicidad? Sí, dentro de unos botes de cristal. Una de sus aficiones es salir a buscar frutos rojos, hierbas medicinales, bayas, semillas y frutos.

Seguro que cerca de donde vives también puedes encontrar algunos frutos o plantas medicinales locales. Son ideales para preparar infusiones, dejarlas secar y luego usarlas para condimentar. También puedes preparar mermeladas caseras o confituras.

Es el arte de preparar tus alimentos, disfrutar del proceso y compartir el resultado final en buena compañía.

Vivir más feliz no es patrimonio de los daneses, ellos solo le han puesto un nombre y nos muestran que sí es posible. Aplica las claves del Hygge para apreciar los pequeños detalles que hacen de tu vida una vida más plena.

Airbiotic BlogLas claves del Hygge, el secreto de la felicidad danesa

AÑADA UN COMENTARIO

*