acido folico

Para qué sirve el ácido fólico. Tómalo antes y durante el embarazo

Airbiotic Blog Noticias 288 Views

Hayas estado o no embarazada, hayas decidido o no tener hijos, seguro que habrás escuchado en alguna ocasión que las mujeres deben tomar ácido fólico durante el embarazo.

Por ello te contamos la importancia que tiene el ácido fólico durante esta etapa, pero también en tu organismo en general.

¿Sabías que en EE UU es obligatorio que las mujeres embarazadas tomen ácido fólico durante el embarazo? Los expertos médicos europeos están planteando que en Europa se tome la misma medida y se pase de una mera recomendación a una obligación, ya que los defectos del tubo neural no han descendido en el viejo continente en los últimos años. Y cada año afectan a unos 5.ooo embarazos.

¿Por qué es importante el ácido fólico en el embarazo?

Es crucial que los parámetros de ácido fólico, también conocido como vitamina B9 sean los correctos porque ayudará a prevenir posibles complicaciones en el desarrollo del feto. Gracias al ácido fólico se puede prevenir lo que se conoce como la espina bífida y la anencefalia, principales defectos del tubo neural a partir del cual se desarrolla el cerebro.

Durante el embarazo es importante seguir una dieta saludable con una ingesta abundante de frutas y verduras. Hay alimentos que contienen ácido fólico como las verduras de hojas verdes (acelgas, espinacas, espárragos verdes, brócoli…), también los cítricos, las lentejas y la leche, entre otros.

Es aconsejable tomarlos, pero no es suficiente porque el 70% de ese ácido fólico se destruye con la cocción o el contacto con el aire. Por eso los médicos recomiendan el consumo de este complemento alimenticio.

El desarrollo del tubo neural comienza en las primeras semanas del embarazo, un período en el que la mayoría de las mujeres aún no saben que ya albergan una vida en su interior, por eso la importancia de comenzar a tomar suplementos de ácido fólico antes de intentar quedarse embarazada.

Además la mayoría de los médicos recomiendan que durante los tres primeros meses de gestación, se continúe con la suplementación de ácido fólico. Tu médico te especificará la cantidad diaria recomendada antes y durante la gestación.

Además de prevenir los defectos del tubo neural y posibles malformaciones en el desarrollo del feto, hay muchos otros beneficios que aporta al organismo, como los siguientes:

  • Repara el ADN.

  • Fomenta la creación de glóbulos rojos.

  • Evita posibles anemias.

  • Refuerza la matriz de las mujeres.

  • Disminuye la debilidad y la fatiga.

  • Reduce la presión sanguínea.

Todos sabemos que mantener unos hábitos saludables es importante pero, si estás pensando en quedarte embarazada lo es mucho más. Tienes que tener en cuenta que el consumo de alcohol, el tabaco, una alimentación poco equilibrada, pobre en nutrientes o las altas temperaturas, dificultan la absorción del ácido fólico.

Toma ácido fólico y disfruta de un embarazo feliz

Muchos especialistas recomiendan seguir tomando ácido fólico durante el primer trimestre del embarazo. Una etapa de cambios. Todo es nuevo, diferente y sorprendente aunque es verdad que también tendrás cambios emocionales y físicos pero si sigues las indicaciones de tu médico y aplicas algunos consejos, esos 9 meses pueden ser los más maravillosos de tu vida.

  • Relájate y disfruta

Dedícate momentos de relax. Puede ser un paseo que te vendrá muy bien para mantenerte activa, oxigenarte y activar la circulación. Observa los cambios que se van produciendo en tu cuerpo, al principio son pequeños detalles pero a medida que pasen los meses, se notarán mucho más.

  • Adopta buenos hábitos alimenticios

Atrás quedó el consejo de que “debes comer por dos”. Ya se encargará tu médico de aconsejarte que no es buena idea subir demasiado de peso. En cambio alimentarte de forma equilibrada, que no te falten nutrientes y tu dieta sea lo más natural posible, es bueno para ti y tu bebé.

  • Haz ejercicio

Si antes del embarazo practicabas algún deporte, lo mejor es que consultes con tu médico si puedes continuar haciéndolo o es aconsejable que lo cambies por otra actividad. Los ejercicios de bajo impacto como son el caminar a diario, natación, yoga o ejercicios de relajación, son alternativas muy beneficiosas. Te mantienen flexible, tonifican los músculos y harán que el parto sea más fácil.

 

info ácido fólico y embarazo

 

  • Cambia los tacones por unos zapatos más cómodos

Parece una obviedad pero algunas mujeres es algo que dejan para el último momento. Unos zapatos cómodos y bajos pueden convertirse en tu mejor aliado durante el embarazo. Tu cuerpo se está adaptando a más peso y la curvatura de tu columna ya no es la misma pero tus pies sí así que, dales un respiro.

  • Busca la calma y la armonía

Durante el embarazo es fundamental que estés tranquila y disfrutes de un ambiente de armonía el mayor tiempo posible. Los cambios hormonales pueden hacer que le des más importancia de la que realmente tienen algunas situaciones. Recuerda que el estrés no solo te afecta a ti sino que también le afecta a tu bebé. ¡Relativiza todo lo que puedas!

  • Escucha a tu cuerpo

Tu cuerpo es sabio y nadie mejor que tú para saber lo que necesitas en cada momento. Si notas que tienes más sueño, duerme más. Si hay días en los que necesitas comer menos, hazlo. Si te apetece una fruta en concreto, cómela. El embarazo es una etapa en la que las necesidades corporales se vuelven más exigentes y prestarle atención, es una forma de aportar más bienestar a tu cuerpo.

Si te planteas quedar embarazada, recuerda la importancia que tiene el ácido fólico. Consulta con tu médico cuál es la cantidad que necesitas tomar cada día, durante cuánto tiempo y si te recomienda empezar unos meses antes del embarazo. Si ya estás embarazada ¡Disfruta de esos maravillosos 9 meses!

Airbiotic BlogPara qué sirve el ácido fólico. Tómalo antes y durante el embarazo